Luces y sombras en nuestro espacio de Casa Decor para visibilizar la violencia hacia las niñas

Entreculturas participa por segundo año consecutivo en la 54ª edición de Casa Decor, una de las exposiciones más importantes de decoración, que del 24 de enero al 10 de marzo aterriza en el barrio de Salamanca de Madrid (c/ Núñez de Balboa, 86). Este año, nos hemos centrado en la creación de un espacio que dará voz a las más de 240 millones de niñas que se ven amenazadas por la sombra de la violencia en todo el mundo. Como entidad solidaria, hemos tenido la oportunidad de contar con un proyecto diseñado que por la arquitecta de interiores Olga Palmero y realizado por Grupo Impar, materializado en un espacio que transmite la esencia de lo que somos. 
 
Mientras el año pasado mostramos nuestra defensa del derecho a la educación- se trataba de un lugar de paso que representaba el camino de la educación y su capacidad de cambiar la historia de todas las que lo atraviesa-  este año hemos querido inspirarnos en La luz de las Niñas, nuestra intervención en 15 países mediante la cual han participado ya más de 32.000 niñas.

El espacio llama la atención acerca de una realidad que nos duele y nos interpela a todos y a todas: la violencia que sufren las más de 240 millones de niñas que sufren violencia, abuso sexual, explotación laboral, matrimonio forzoso o mutilación genital femenina. En esta edición queremos transmitir la idea de que hasta en los espacios llenos de sombras y oscuridad la luz tienen presencia. En este caso la luz significa para ellas acceder a una educación que puede defenderlas, proteger sus derechos y transformar sus vidas. 

En este sentido, el espacio “La Luz de las Niñas” se expone de un modo conceptual: cada momento e imagen de sombra se encuentran con un momento y una imagen de luz, de cambio, sobre un fondo oscuro y una iluminación que no desvirtúan la fuerza de las imágenes y de las niñas que protagonizan el espacio. Desde la oscuridad que representa para ellas la violencia que sufren, la educación es un lugar de luz.

Durante la presentación de Casa Decor a los medios de comunicación, nuestro Director Ejecutivo, Ramón Almansa, ha explicado que “hoy en día la violencia niega el derecho a la educación a millones de niñas de todo el mundo: continúa siendo una de las violaciones más persistentes, sistemáticas y generalizadas de los derechos humanos. No hablamos de anécdotas: 240 millones de niñas ven amenazada su vida por la violencia, más de 200 millones de niñas en el mundo han sufrido mutilación genital. Cada año 12 millones de niñas son casadas antes de cumplir los 18. Más de 150 millones sufren violencia sexual. Y 34,2 millones de niñas y mujeres son refugiadas o desplazadas”. La mayoría de niñas en el mundo se ven obligadas a realizar tareas del hogar como cocinar, ir a buscar leña, agua o quedarse al cargo de sus hermanos pequeños. Estas formas de violencia hacia las niñas provocan en ellas graves secuelas psicológicas, físicas y sociales que las marcan para siempre, y las aleja de la escuela, de su infancia y de sus oportunidades.